Conjuntivitis en niños

Conjuntivitis en niños

Conjuntivitis es la inflamación del tejido (conjuntiva) que cubre la parte blanca del ojo y el interior de los párpados. Durante el primer y segundo día de vida, esta inflamación puede estar causada por la medicación (como nitrato de plata) que se pone en los ojos después del parto para prevenir las infecciones.

Sin embargo, la mayoría de las conjuntivitis que ocurren durante las siguientes semanas son debidas a infecciones causadas por bacterias, virus u otros gérmenes llamados chlamydias.

La infección por gérmenes presentes en el canal del parto puede ocurrir en el momento del nacimiento. Generalmente, la conjuntivitis se presenta entre los 2 y 10 días de vida, otras veces ocurre durante el segundo mes de vida.

Una vez que el bebé entra en la vida normal puede contagiarse a partir de personas infectadas de la misma forma que cualquier otro niño: por contacto cara a cara, las manos o por gotas infectadas : tos o estornudos, a través del aire. El tiempo transcurre hasta el comienzo de los síntomas, varía en función del germen causal, pero en general oscila entre 2 a 7 días desde el contagio.

El signo típico de la conjuntivitis es el enrojecimiento de la parte blanca del ojo, a menudo acompañado de aumento de la producción de lagrimas y/o secreción que puede ser clara (como agua) o espesa (como mucosidad o pus) saliendo del ojo. Los párpados generalmente están enrojecidos y ligeramente inflamados.

Al principio la infección puede afectar un solo ojo ,en la mayoría de los casos, y extenderse o no al otro ojo. La duración de la enfermedad es variable. Las infecciones virales generalmente mejoran en unos 8 a 10 días, las conjuntivitis causadas por bacterias o chlamydias mejoran después de 2 a 3 días de tratamiento.

Usted debe llamar al medico si su hijo tiene: fiebre mayor de 38ºC, enrojecimiento o dolor que se extiende alrededor del ojo; llanto persistente o esta excesivamente adormecido; vómitos continuos.

El tratamiento antibiótico de la conjuntivitis en el recién nacido puede administrarse intramuscularmente (inyección), por la boca, o por medio de gotas o pomada (ungüento) en los ojos; esto depende del tipo de germen que este causando la infección.

Cuando su médico le indica un antibiótico por vía oral usted debe finalizar el curso del tratamiento (generalmente 14 días). Si le recomienda gotas o pomada, primero usted debe limpiar la mucosidad de los ojos con un algodón o gasa mojada en agua templada.

A continuación separe los párpados cuidadosamente y ponga una gota o 1/4 de pulgada de pomada, en el espacio formado entre ambos, y mantenga los ojos cerrados unos segundos. Evite tocar el ojo con un aplicador o el gotero.

Trate los dos ojos incluso si solo uno parece infectado.La pomada se administra 3 veces al día. El bebé debe continuar su dieta y actividades normales con la familia durante esta enfermedad.

Para disminuir la transmisión de la enfermedad toda persona que tenga contacto con el bebé debe lavarse las manos inmediatamente después de tocarlo. Todas las personas que toquen los ojos de su hijo deben tener mucho cuidado y no tocarse la cara hasta después de lavarse las manos.

Los familiares y visitas deben evitar el contacto cara a cara con el bebé hasta que la secreción de los ojos haya desaparecido completamente. Las toallas y paños del bebe deben estar separados y cambiarse a diario hasta el final del tratamiento.

Los bebes pueden volver a las guarderías tan pronto como la secreción ocular ha cesado generalmente tras 1 o 2 días de tratamiento, en muchas guarderías tienen normas acerca del retorno de niños con conjuntivitis.

Si se le va a administrar el medicamento fuera de la casa usted debe mostrarle al cuidador la forma adecuada de poner las gotas o pomada y la importancia de la limpieza de las manos.

Con tratamiento apropiado , el riesgo de que la conjuntivitis dañe la visión de su hijo es mínimo. No debe utilizar restos de medicina (gotas o pomadas) que hayan sobrado de otras veces para tratar la conjuntivitis.