El orinal: edad para dejar el pañal y cómo ayudar al bebé a usar el orinal

El orinal: edad para dejar el pañal y cómo ayudar al bebé a usar el orinal

Empezar a hacer uso del orinal es un momento muy importante en la vida del bebé, ya que esto significará dejar de utilizar los pañales. No obstante, esto no quiere decir que ocurra de un día para otro sino que, por el contrario, será un proceso en el que los padres tienen que cooperar junto con el bebé para que pueda dejar el pañal.

¿Cuál es la edad adecuada para empezar a dejar el pañal?

Los especialistas han determinado que la edad adecuada para que el bebé empiece a dejar el pañal es entre los 2 y 3 años de edad. Sin embargo, es muy importante tener en cuenta que cada es bebé es diferente y cada uno tiene su ritmo particular, por lo que usted como padre debe reconocer cuándo el niño está listo para empezar a usar el orinal.

¿Qué ocurre si los padres empiezan a enseñar al niño antes de tiempo?

Muchas veces ocurre que los padres quieren adelantar el tiempo en el que el bebé deje de utilizar pañales pero esto no es una buena opción, contrario a lo que muchos creen. De hecho, los estudios han concluido que un bebé que deja los pañales antes de tiempo es más propenso a sufrir de eneuresis nocturna, es decir, orinar en la cama y este problema podría extenderse hasta más de los 10 años de edad.

¿Cómo saber si el bebé está listo para utilizar el orinal?

Algunos de los signos que indican que el bebé está listo para empezar a aprender a utilizar el orinal son:
• El bebé comienza a tener especial curiosidad por el inodoro
• El niño empieza a utilizar expresiones o palabras para indicarle a sus padres que siente ganas de hacer sus necesidades
• Puede bajarse los pantalones sin ayuda de sus padres
• El niño es capaz de seguir instrucciones
• El pañal permanece seco durante varias horas seguidas

¿Cómo ayudar al bebé a que empiece a dejar los pañales?

• Lleve a su hijo a la tienda y haga que elija el orinal del color que más le guste
• Coloque el orinal dentro del baño en el lugar de agrado del bebé
• Haga que el bebé se siente en el orinal varias veces al día durante algunos minutos para que pueda familiarizarse
• En caso de que note que el niño está rechazando la idea del orinal, procure abandonar el tema durante un par de semanas y luego volver a intentarlo
• No obligue al bebé a ir al baño cuando no tiene ganas
• Es de suma importante no discutir con el niño en caso tal de que no muestre interés por el orinal, ya que esto provocará que el proceso de haga mucho más largo de lo normal
• No le pregunte con mucha frecuencia si tiene ganas de ir al baño, ya que el niño puede sentirse presionado