Sintomas del embarazo

Sintomas del embarazo

Nauseas y vómitos.

Durante el embarazo como consecuencia de los cambios hormonales, son comunes las náuseas, los vómitos y problemas de digestión, en especial la acidez y los gases.

Recomendaciones: Comer sano, evitar las frituras, embutidos, enlatados, las frutas cítricas como la naranja; realizar varias comidas al día de menor cantidad para favorecer la digestión, no acostarse después de comer, tomar bastante líquido, tomar bebidas frías y evitar alimentos que produzcan gases como repollo, coliflor y granos. Hable con su médico si el malestar continúa después de los primeros tres meses de embarazo o si le hace perder peso.

Cansancio.

Es un síntoma normal, proviene de la gran demanda que tiene su cuerpo (física y mental). Generalmente a partir del 4º mes de gestación este síntoma disminuye, intensificándose nuevamente en el último trimestre. Algunas veces es causado por anemia, por lo tanto, hable con su médico.

Descanse lo suficiente. Si es posible, tome una siesta durante el día.

Calambres en las piernas.

Suavemente estire las piernas doblando los dedos de los pies hacia arriba o las piernas hacia la rodilla.

Estreñimiento.

Coma alimentos con bastante fibra tales como uvas pasas y cereal integral. Tome líquidos en abundancia. Consuma de forma habitual frutas y verduras, legumbres, frutos secos y pan o cereales integrales. Realice ejercicio regularmente. Los medicamentos para ablandar las materias fecales son más seguros que los laxantes. No tome laxantes sin antes consultar con su médico.

Hemorroides.

No haga demasiada fuerza mientras está evacuando, límpiese bien con agua y seque con una toallita suave, no use papel, los pañitos humedecidos pueden resultar menos irritantes que el papel higiénico.

Tome varios baños de asiento con agua tibia durante el día. Trate de evitar constiparse.

Orinar con mayor frecuencia.

Mientras mas grande sea su bebé menor será el espacio que tendrá su vejiga urinaria para llenarse y puede necesitar orinar con más frecuecia a medida que su bebé crece. Esto no se puede evitar.

Venas várices.

Las varices son venas dilatadas que generalmente se forman por la presión que ejerce el útero sobre el retorno de la sangre de las piernas. Descanse y coloque los pies elevados tanto como pueda. Muévase si es

que tiene que permanecer parada durante períodos largos de tiempo.

Pregúntele a su médico acerca de las medias para varices.

Cambios en el humor.

Su nivel hormonal está cambiando continuamente durante el embarazo y produce cambios en el estado de ánimo que varían desde ganas de dormir hasta rabia o tristeza, además su vida está atravesando por un cambio muy fuerte. No sea demasiado dura consigo misma. Si se siente muy triste hable con su médico.

Acidez estomacal.

Evite alimentos estimuladores de la acidez o que caigan pesados: limón, piña, vinagre, cafés, especias (pimienta y otras). Evite las comidas picantes o grasosas. No se acueste enseguida después de comer. Coma menos cantidad y más veces en el día .Pregúntele a su médico acerca de tomar antiácidos.

Infecciones por hongos.

La cantidad de flujo en la vagina aumenta durante el embarazo. Las infecciones por hongos que también pueden causar secreción son frecuentes durante el embarazo. Es buena idea hablar con su médico acerca de cualquier flujo o secreción inusual.

Encías que sangran.

No posponga las visitas al odontólogo por estar embarazada, pero asegúrese de mencionarle al odontólogo de su embarazo. Cepíllese y pásese hilo dental con regularidad y visite a su odontólogo para que le hagan limpieza dental.

Congestión nasal.

Puede sangrar por la nariz. Esto se relaciona con cambios en los niveles hormonales.

Edema (retención de líquido).

La retención de liquido a nivel de los pies y tobillos es muy frecuente en el embarazo, tan es así que la mayoría de las embarazadas debe usar zapatos abiertos o de una a dos tallas mayor. Pero no así el aumento de volumen mas arriba en las piernas.

Descanse con las piernas elevadas. Acuéstese sobre el lado izquierdo mientras duerme de modo tal que la sangre fluya mejor al regresar de sus piernas hacia el corazón. No use diuréticos. Puede disminuir un poco la cantidad de sal que usted come para bajar la hinchazón, hable con su médico primero. Su cuerpo necesita sal suficiente para mantener el balance de líquidos y disminuir la sal puede no ser la mejor manera de manejar su hinchazón.

Cambios en la piel.

Cambios frecuentes en la piel incluyen el oscurecimiento de los lunares, los pezones, la aparición de una línea oscura por debajo del ombligo y en la cara aparecen manchas en forma de alas de mariposa llamado cloasma gravidico.

El mantenerse alejada del sol o usar un filtro solar puede ayudar a disminuir estas marcas. Probablemente desaparecerán después del embarazo.Las estrías en el embarazo aparecen como marcas rojas en la piel, se producen por que la piel se estira al máximo y se rompe. Lo mejor que se puede hacer para prevenirlas es hidratar constantemente las zonas del abdomen, mamas, caderas y piernas con cremas hidratantes, hasta el momento ninguna ha demostrado ser muy superior a las demás. Muy importante es el tratar de no aumentar mucho de peso para que la piel no se estire demasiado.