¿Cómo cuidar la piel del bebé?

¿Cómo cuidar la piel del bebé?

Es bien sabido que la piel del bebé es muy suave y delicada, por lo que requiere cuidados especiales de la madre para evitar que sufra lesiones. Por ello, ofrecemos algunos datos y recomendaciones que le servirán de mucha utilidad en el momento que deba cuidar la piel de su bebé.
¿Para qué sirve la piel del bebé?
Cuando la madre toca a su bebé, siente una sensación muy agradable no sólo porque está acariciando a su pequeño, sino también por la sensación de tocar una piel tan suave. Lo mismo sienten los bebés, ya que a través de su piel tienen el primer contacto físico con sus padres.
La piel del bebé tiene las siguientes funciones:
Protege los órganos internos
Sirve de cobertura para el bebé
Sirve de regulador térmico, ya que mantiene el cuerpo del bebé en la temperatura ideal
Es la primera línea de defensa entre las bacterias y el cuerpo
Es un órgano sensitivo que está compuesto, entre otras cosas, de miles de terminaciones nerviosas
¿Por qué la piel del bebé es frágil?
Una de las características de la piel del bebé es la permeabilidad, lo que la hace más sensible al contacto de algunas sustancias que pueden ser invasivas o causar lesiones. Por ello, la madre debe procurar que el bebé esté en contacto con heces, orina o saliva durante el menor tiempo posible.
Asimismo, el sistema inmunológico del bebe está desarrollándose, por lo que el bebé tiene una menor capacidad de defensa y está más expuesto a sufrir lesiones como quemaduras solares debido a que la producción de melanina es menor de la que debería.
¿Cómo cuidar la piel del bebé?
Para cuidar la piel del bebé y evitar que se lesione, deberá poner en práctica las siguientes recomendaciones:
Compre prendas para su bebé que estén fabricadas con algodón, ya que las telas sintéticas provocan irritaciones debido al roce
Evite colocarle al bebé prendas demasiado ajustadas
Evite situaciones de excesiva humedad
No lave la ropa del bebé con jabones fuertes
Verifique el estado del pañal constantemente y, en caso de que esté sucio, cámbielo de inmediato
Colóquele una capa delgada de crema protectora en las áreas de roce del pañal
Pídale a su pediatra que le recomiende un protector solar para niños