Bebés con bajo peso al nacer son propensos a padecer autismo

Bebés con bajo peso al nacer son propensos a padecer autismo

Un estudio realizado por una reconocida universidad estadounidense determinó que los bebés que nacen con bajo peso son siete veces más propensos a padecer de autismo.

Los especialistas analizaron el desarrollo de más de 1.000 bebés nacidos en la década de los 80’s, quienes fueron sometidos a ecografías craneales después de su nacimiento, de tal manera que los investigadores pudieran determinar si existía algún tipo de relación entre las anormalidades cerebrales con los trastornos que pudieran aparecer posteriormente.

La ecografía

El estudio realizado con respecto a la relación entre el peso del bebé al nacer con la posibilidad de presentar autismo posteriormente fue determinado mediante la utilización de una ecografía craneal, a través de la cual se busca observar el tamaño de los ventrículos cerebrales.

En definitiva, las investigaciones realizadas tienen una gran importancia, ya que la ecografía puede detectar ciertas anormalidades cerebrales que pueden ser un indicador de que el niño tiene un mayor riesgo de desarrollar autismo.

Datos del estudio

Además del gran avance que significó esta investigación, el estudio determinó que aquéllos niños que habían nacido con un peso menor a dos kilos y medio tenían un mayor riesgo de desarrollar autismo, así como también ocurre en los bebés que hayan nacido antes de la semana 33 de embarazo, es decir, de manera prematura.

Las niñas tienen mayores probabilidades de desarrollar autismo

A su vez, los especialistas afirman que, según el estudio, las niñas que habían sido sometidas a la investigación tenían cuatro veces más posibilidades de tener autismo, retraso mental u otras discapacidades en el desarrollo que un niño nacido a término o con peso normal.