Ecosonograma morfológico

Ecosonograma morfológico, anatómico o genético

La gran mayoría de las anomalías fetales ocurren en el grupo de mujeres de bajo riesgo.

La ecografía es la principal herramienta diagnóstica en la detección prenatal de anomalías congénitas, por que permite el examen de la anatomía externa e interna del feto y la detección de no sólo las principales defectos sino también de marcadores de anomalías cromosómicas y síndromes genéticos.

Por lo que muchos obstetras actualmente recomiendan el examen de ultrasonido de forma rutinaria a todas las mujeres embarazadas.

¿Cuándo se debe realizar este estudio?

Entre la semana 18 y 23 del embarazo, es el periodo de mayor facilidad para practicar un estudio ecográfico ya que el bebé tiene un tamaño suficientemente grande como para verse muy bien y el liquido amniótico es abundante de manera que el bebé queda con mucho espacio para moverse y permitirnos verlo con lujo de detalles.

La Fundación de Medicina Fetal del Reino Unido propone realizar un estudio anatómico detallado de todas las estructuras de la cabeza, cuello, tórax, abdomen, pelvis y extremidades del feto, así como un estudio detallado de las cavidades cardíacas.

El análisis, debe llevarse a cabo con un equipo de ultrasonido de ultima generación y por un medico especializado.

Algunos de los marcadores y estructuras que deben ser valorados durante este estudio están:

  • Evaluación detallada del sistema nervioso Central, Ventriculomegalia
  • Columna Vertebral
  • El pliegue Nucal
  • Hueso nasal
  • Labio leporino y/o hendidura palatina
  • Corazón fetal, corte de cuatro camaras y 3 grandes vasos
  • Descarte de insuficiencia tricuspidea
  • Ductus Venoso
  • Cordón umbilical
  • Extremidades, pies y manos, 5to dedo
  • Sexo Fetal
  • Líquido amniótico
  • La placenta
  • Cuello uterino
  • Doppler de las arterias uterinas maternas