Hidratación en el embarazo

Hidratación en el embarazo

La buena hidratación juega un papel determinante en cada momento de la vida, no obstante, este aspecto cobra una especial importancia durante el embarazo. Por ello, es necesario conocer el por qué y de qué manera usted puede mantenerse bien hidratada en cada etapa de la gestación.

¿Por qué la hidratación es importante en el embarazo?

Así como el cuerpo de una embarazada necesita una mayor cantidad de nutrientes, también necesita más agua. El organismo demanda una mayor hidratación para producir líquido amniótico, determinante en el desarrollo y crecimiento del bebé dentro del útero, así como también para cubrir el consumo energético diario.

La hidratación le permitirá que usted se sienta más fresca (si está en una zona calurosa), mejora la circulación, ayuda a eliminar toxinas, favorece el control de la temperatura corporal y le ayudará a reducir ciertos síntomas del embarazo.

¿Qué síntomas aliviará?

Es cierto que si usted bebe mucha agua al día, tendrá que ir al baño con una mayor frecuencia. Ciertamente esto puede ser molesto, pero los beneficios son grandes.

Además de contribuir con el buen funcionamiento del organismo en el embarazo, la buena hidratación hará que la hinchazón o edema, el estreñimiento, las estrías, várices y la acidez se reduzcan considerablemente. Asimismo, la buena hidratación hará que usted reduzca las posibilidades de tener una infección urinaria, comunes en el embarazo.

Aprenda más sobre las infecciones urinarias en el embarazo a través de este enlace: /preguntas-al-doctor/enfermedades-madre/4050

¡Otro dato! La correcta hidratación favorecerá la producción de leche materna.

¿Cuánto líquido necesita?

Los especialistas recomiendan que la madre consuma entre 10 vasos de agua diariamente. Es importante que usted beba líquido durante todo el día. No espere tener sed.

“Me levanto muchas veces en la noche para ir al baño”

Ciertamente, esto puede resultar muy molesto. Por ello, recomendamos que se abstenga de beber agua dos horas antes de irse a la cama. Así evitará levantarse en reiteradas ocasiones para ir al baño.

¿Cualquier bebida es buena para hidratarse?

No todas las bebidas favorecen la hidratación. El café y el té, por el contrario, contribuyen a la deshidratación. Procure no tomar bebidas que contengan cafeína y reducir al mínimo aquellas que contengan mucha azúcar. Lo mejor es tomar agua y jugos naturales.